Diario Digital de Negocios en Turismo
DEPORTE Y TURISMO | 24/11/2017

La localidad de Villa Traful será escenario del Desafío Rio Minero

Compartir |


El  sábado 9 de diciembre la localidad de Villa Traful será escenario de la 4º edición del Desafío Rio Minero, que recorrerá 5, 10, 21 y 31 kilómetros de montaña en un marco natural que presenta este rincón de la Cordillera de los Andes. Además, los más pequeños también podrán correr el Desafío Kids.

La carrera declarada de Interés Turístico Provincial, se realizará a 15 kilómetros de la localidad cordillerana neuquina, sobre la estancia Río Minero, donde partirán los atletas a partir de las 9 de la mañana del sábado 9 de diciembre. Los  corredores más experimentados recorrerán 31 kilómetros, y se suma para este año la prueba de 5 K.
 
En rueda de prensa, desarrollada en instalaciones de la Subsecretaría de Turismo de la Provincia del Neuquén, Mónica Lagos, Gustavo Ballari y Marcelo Correa, referentes de la organización, destacaron que las inscripciones se encuentran abiertas hasta el día anterior a la carrera, el 8 de diciembre. En cuanto a las expectativas, Correa destacó que “este año, a casi quince días de la competencia, ya tenemos 310 inscriptos, así que las expectativas son notablemente superadoras”.
 
El circuito es de dificultad media/alta avanzada con un recorrido en distintas superficies con desniveles, senderos de cornisa, huella de animales en bosques y cruce de arroyos. A diferencia de las ediciones anteriores, este año el circuito será a la inversa, bordeando el río minero para luego bifurcarse de acuerdo a la distancia que recorrerán los competidores; en tanto, los 9 kilómetros finales serán en bajada.
 
Además, como en la edición anterior habrá un circuito kids no competitivo para integrar a la familia y fomentar la participación de los más chicos, que se puede hacer trotando o caminando.
 
La carrera partirá desde la estancia Río Minero a las 10 horas, en tanto, una hora antes, se desarrollará la charla técnica, donde se informarán los detalles del circuito, los puestos de hidratación y se controlarán los cascos, el silbato y la mochila o camel back(obligatorio). Además, la organización recomienda a los corredores llevar una remera de repuesto, debido a que las condiciones climáticas son muy cambiantes.